El ministro se peleó con la Policia Federal por cómo se hacen los controles en Puente La Noria

En el primer día del endurecimiento de los controles en esta etapa de la cuarentena, el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, llegó imprevistamente al operativo en puente La Noria y estalló de furia al ver la ubicación de los retenes y las demoras de tránsito hacia la Ciudad.

“Los controles son para facilitarle la vida a la gente, no para enquilombársela más. Tenemos 10 kilómetros de cola, haciendo un control arriba del puente con dos carriles, cuando a 100 metros tenemos cinco carriles para controlar”, afirmó.

Según el mismo ministro, su furia fue a raiz de que había dos ambulancias que estaban trabadas entre el tránsito hacía la capital.

Comentarios