El acusado de violación se defiende: “Mira si con esta facha voy a tener que violar a alguien”

Rodrigo Eguillor, el joven acusado de abusar de una chica en un departamento de San Telmo, recurrió a las redes sociales para dar su versión se los hechos y desligarse del caso.

A través de su cuenta en Instagram, el relacionista público le habló a sus seguidores y les contó algunos pormenores del caso.

En su descargo da una particular explicación que lo exculparía: “Nunca tuve que pagar para debutar como algunos amigos, tampoco problemas para tener una mina. Mirá si yo con esta ‘babyface’ voy a necesitar violar a alguien”.

Sobre el caso, comentó: “La saqué de la baranda, yo fui el que estaba en pelotas abajo de la lluvia. Me pasó por pito duro, la piba tiene problemas tiene que estar internada como cualquiera que se quiera suicidar porque es un peligro para sí y para terceros”.

Para cerrar, contó: “La mina ni se murió. Debe estar en la casa en la horqueta en San Isidro comiéndose un caviar y diciendo ‘mirá este forro como la están escrachando'”.

En las inmediaciones del aeropuerto internacional Ministro Pistarini, en la localidad bonaerense de Ezeiza, Rodrigo Eguillor, dio detalles sobre el suceso que vivió el pasado 15 de noviembre en un departamento del barrio porteño de San Telmo.

“Yo estaba en el baño, escuché gritos en la calle, creí que eran chicos que se estaban cagando a trompadas. Cuando salgo, ella tiene una pierna fuera del balcón”, relata Rodrigo. Y agregó: “yo no la violé, ni la intenté drogar. De hecho ya habíamos tenido relaciones sexuales tres veces”.

Tratando de exculparse, Eguillor remató: “Tuve 5 ex novias y nunca tuve un problema”. “Soy inocente y eso se van a dar cuenta el fiscal y el juez, y por eso, todo va a quedar en eso. Me equivoqué en subir el video”, siguió relatando con un tono casi despectivo, Rodrigo, quien espera ser llamado a Tribunales para declarar sobre el caso.

Deambulando por la zona del Aeropuerto de Ezeiza, el joven de 24 años rompió el silencio y le comentó a los medios de TV lo que ocurrió la noche del presunto ataque.

“Salí del baño y la chica estaba con media pierna afuera, la quise salvar y la tuve como dos horas, no tenía llave para abrir la puerta. No intentó escapar, de hecho iba a pedir comida hasta que llegara Marcos (el supuesto sueño de la casa). Tres veces habíamos tenido relaciones, no intenté drogarla y no estoy acusado de nada porque la carátula es averiguación de ilícito”, contó.

Consultado sobre cómo conoció a la joven denunciante, el chico agregó que “a la chica la conocí por Instagram y la invité a Jet (boliche de Costanera), con el tiempo nos hablamos y la invité a la casa. Vivimos en una sociedad machista, pero ambos tenemos las mismas posibilidades”.

“Mi mamá me aconsejó que no haga todo esto, pero hablo con los medios para limpiar mi imagen. Podría haberme tomado un avión, me podría haber escapado, pero no lo hice. En cuanto a lo que dijeron otras chicas, es una mentira”, finalizó diciendo Rodrigo.

Comentarios